Causas que originan una disfunción eréctil o impotencia

¿Qué es la disfunción eréctil o impotencia sexual masculina?

La disfunción eréctil se define como la incapacidad de conseguir mantener una erección que permita una relación sexual satisfactoria.

La mayoría de los hombres puede sufrir algún problema de erección a lo largo de su vida, por el consumo de algún medicamento, estrés o enfermedad, pero para considerarse disfunción eréctil debe prolongarse al menos tres meses.

Esta patología es más común en pacientes diabéticos, hipertensos, con problemas neurológicos o cardiovasculares, fumadores y consumidores de alcohol.

No hay que confundirla, pues no se trata de lo mismo, con una falta de deseo, ni una disminución de la libido, ni otros trastornos del orgasmo, como podría ser la eyaculación precoz.

  • Orgánica: puede ser secundaria a lesiones vasculares (lo más frecuente 60-80%), neurológicas (10-20%), hormonales (5-10%) o locales.
  • Psicógena: debido a una disfunción del mecanismo eréctil sin lesiones físicas.
  • Mixta: debida a la combinación de factores orgánicos y psíquicos.

Causas que originan una disfunción eréctil o impotencia

La disfunción eréctil o impotencia puede estar causada por diversos motivos:

Causas neurológicas

Cuando existen problemas en la transmisión de órdenes que el cerebro y la médula espinal envían al pene. Lesiones en la médula espinal o en el sistema nervioso, bien por traumas, por intervenciones quirúrgicas o por enfermedades neurodegenerativas como la esclerosis múltiple, causan un trastorno de la comunicación entre el cerebro y las terminaciones nerviosas implicadas en las funciones del pene y pueden derivar en una disfunción eréctil.

Causas psicológicas

A menudo y a pesar de no existir ninguna alteración física, la ansiedad ante las relaciones sexuales, el estrés, la depresión y los problemas de pareja suelen estar detrás de una disfunción eréctil.

Causas hormonales

Aunque es poco frecuente, una disminución de los niveles de testosterona o la alteración de los niveles de otras hormonas, puede ser también el causante de una disminución o ausencia de erección.

Causas farmacológicas

Existen ciertos grupos farmacológicos que pueden afectar de manera negativa a la erección.

Causas vasculares

Es una de las causas más frecuentes que originan una disfunción eréctil o impotencia sexual masculina y se trata de la incapacidad del cuerpo de llenar y acumular la sangre necesaria en el pene para que se produzca una erección.

La gran mayoría de fármacos destinados a tratar la impotencia, actúan potenciando el flujo sanguíneo en el pene para facilitar la erección.

Factores de riesgo de sufrir un trastorno vascular:

  • Hipertensión arterial.
  • Diabetes.
  • Abuso de tabaco, alcohol o drogas.
  • Colesterol elevado.
  • Algunas enfermedades cardíacas.

Disfunción eréctil tras una prostatectomía

La intervención para extirpar parte o la totalidad de la próstata tiene frecuentemente asociada, como efecto secundario, la impotencia sexual o disfunción eréctil a quienes se les ha practicado, tal y como hemos comentado en numerosas ocasiones, el apoyo psicológico, principalmente por parte de la pareja, por una parte, y el trabajo junto a un fisioterapeuta especialista en suelo pélvico, por otra, dan unos resultados muy positivos y garantizan en gran medida unos niveles de recuperación muy altos tanto de la función eréctil, como de la intensidad de los orgasmos.

Ya sabes, ante cualquier síntoma que te haga sospechar que padeces una disfunción eréctil o impotencia sexual masculina, háblalo con tu pareja y consulta con tu médico quien te indicará el tratamiento más adecuado.

Si te ha resultado útil este post y crees que también puede serlo para más personas, compártelo en tus redes sociales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *