Telf: 963.812.919 - 601.082.966 | Email: info@sexologosvalencia.es

Clínica de Sexología y Psicología Pérez-Vieco

Tratamiento de la Eyaculación Precoz


El tratamiento debe estar a cargo de un profesional psicólogo especializado en pareja y sexualidad, es a quien le corresponde diagnosticar y planificar el tratamiento adecuado.

La EP responde a causas psíquicas personales en combinación con problemáticas de pareja. En un ínfimo porcentaje se acopla al problema alguna disfunción orgánica, esto es visto rápidamente por el psicologo que se especializa en sexualidad y pareja. Afirmar que es un profesional médico el indicado para tratar al Eyaculación Precoz indica que se desconoce que la sexualidad es una función psicológica, por lo cual los médicos no tienen herramientas adecuadas para diagnosticar y tratar el grado de compromiso de la personalidad y la pareja en el problema; en esta patología el médico solo tiene que descartar, en caso de duda, que la misma esté o no alimentada, también, por un problema orgánico.

La Eyaculación Precoz trasciende el área orgánica o física. Esto es aún así cuando suceda con distintas parejas, ya que la pareja no se elige arbitrariamente, se elige una persona que complementa desde alguna característica personal las problemáticas propias. O bien se le trasmite a ella los mismos mecanismos que están basando la EP, por ejemplo ansiedad o miedo, por lo cual es el funcionamiento de ambos el que produce el problema. Cualquier disfunción sexual es de a dos, es responsabilidad mutua, siempre y cuando no responda una causa orgánica. Pues se necesita el aporte de los dos para las vivencias gratificantes y para las displacenteras también.

Es tarea de un psicólogo especializado en sexualidad y pareja desentrañar esto conjuntamente con la persona y pareja, en psicoterapia de pareja e individual. Individual solamente si no es posible la de pareja.

Los tratamientos más difundidos para esta disfunción son cortos o rápidos, en pocas y contadas sesiones, dos por ejemplo, se logra el control de la eyaculación, suelen estar sustentados en ejercicios y reflejos condicionados estipulados pasa a paso por el profesional, la receta de psicofármacos pasó a ser un complemento de estos tratamientos, lo cual agrava severamente estos tipos de procedimientos profesionales que producen una y otra vez más de lo mismo.

Estos tratamientos con psicofármacos, de aspecto mágico son atrayentes, por la solución fácil y además hace juego con las formas de prontitud, apuro, resolución inmediata, el control de lo personal no lo puede manejar uno.

Actuar solamente sobre el efecto es como recetar analgésicos para dolores persistentes y crónicos. Estas modalidades de tratamiento son las que llevan a afirmaciones profesionales como “la eyaculación precoz se controla, no se cura. Curar significa que el problema desaparece definitivamente y esto no es posible, ya que la eyaculación es un reflejo y los reflejos no se pueden suprimir, pero si controlar”, es este un ejemplo de que controlada la eyaculación en forma mecánica o medicamentosa el problema persiste. Si el hombre y la pareja modifican las modalidades sexuales y las características personales que llevan a la EP hay cura. Qué ningún hombre está exento a no controlar en algún momento su orgasmo, haya pasado o no por esta disfunción, esto es otra cuestión y no significa eyaculación precoz, como un dolor de cabeza aislado no significa enfermedad.

Los tratamientos de la Eyaculación Precoz deben abordar las problemáticas de la sexualidad personal y de la pareja.

En caso que sea correspondiente, también deben abordar las disfunciones de la pareja que impiden la cura.

Los tratamientos adecuados son integradores de la situación general de la persona y pareja, como así también de la historia que lleva al problema; esto no indica que el tiempo de tratamiento lleve años. Con nuestras técnicas de trabajo se va solucionando o aliviando el síntoma con bastante rapidez a medida que se sigue resolviendo y afianzando los cambios, yendo más a fondo (en sentido literal y metafórico) en las características y modificaciones.

Con un tratamiento apropiado, resolviendo el problema desde sus bases, se evitan:
– Las soluciones que tapan ese síntoma y producen otro.
– Las soluciones pasajeras, con el consiguiente desaliente cuando reaparece nuevamente el síntoma.
– Los riesgos de la medicación psicofarmacológica.
– Las dependencias a sustancias, profesionales u otros.
– El efecto decepción que lleva a la resignación.

No es que desechemos las técnicas conductuales. Como de todas formas se ha formado determinada respuesta sexual mediante conductas erróneas, también es necesario reaprender en forma conductual algunos pasos.

Al no poder percibir el momento previo al clímax, ese punto en el que el orgasmo es irreversible e inevitable una parte del tratamiento consiste en que se logre ubicar las sensaciones previas de ese momento ya que esta percepción es el que garantiza el dominio de la eyaculación, pudiendo retrasarlo voluntariamente.
Por lo cual algunos ejercicios utilizados como complemento de una buena psicoterapia orientada a resolver la EP son:

1- Lograr captar el punto de inevitavilidad del orgasmo. Hay un momento muy pequeño en que el hombre siente que el orgasmo ya viene y es irreversible, que no hay forma de detenerlo. Es una sensación muy particular y hay que reconocerla.

2- Practicar retrasar este momento antes de que llegue deteniendo, pausando y disminuyendo el ritmo del bombeo.

3- En las relaciones sexuales jugar penetrando y sacando el pene de la vagina.

4- Penetrar en la vagina con movimientos suaves y no directamente con bombeo.

5- Orinar reteniendo algunas veces el orín y soltando nuevamente. Fijándose qué músculos y como se ponen en juego en este ejercicio.

6- Hacer ejercicios con estos músculos en otros momentos.

1 y 2 son indicados especialmente masturbándose.

3 y 4 son técnicas del juego erótico más allá de la resolución de la EP, es decir, son formas para incorporarlas definitivamente a la vida sexual.

Estos ejercicios deben ser programados terapéuticamente en conjunto con la persona y/o la pareja, adaptados a las particularidades y equilibrados como herramientas complementarias de la psicoterapia.

¿Tienes alguna pregunta o comentario?

Deja un comentario

Terapia Online

Categorías